viernes, 21 de junio de 2013

El primer vuelo del caza 'ovni' Sukhoi Su-35 impresiona París


La edición número 50 del salón aeronáutico de Le Bourget, que tiene lugar a las afueras de París, contó con las impresionantes presentaciones y acrobacias de pilotos que vuelan tanto aviones históricos como aeronaves de vanguardia.


Conocido por su supermaniobrabilidad, el Su-35 alcanza una velocidad de 1.400 kilómetros por hora a poca altura, mientras que su velocidad en altitud asciende a 2.400 kilómetros por hora. El techo operativo de la aeronave se sitúa a unos 18.000 metros.

Rusia ha mostrado por primera vez públicamente Vítiaz, un nuevo sistema de lanzamiento de misiles que pronto reemplazará el sistema antiaéreo S-300PS actual.

El nuevo sistema de misiles tierra-aire ha sido desarrollado por el consorcio ruso Almaz-Antéi. La compañía mostró el nuevo sistema en la planta estatal Obújovski, de San Petersburgo, que fabricará los lanzadores del sistema, durante la visita a la factoría del presidente ruso, Vladímir Putin. 

El sistema cuenta con el avanzado radar AESA y un nuevo puesto móvil de control. Su nuevo lanzador es capaz de disparar verticalmente 12 misiles 9M96. Misiles similares son utilizados por el S-400 Triumf, la nueva generación del S-300, que está siendo desplegado actualmente en Rusia. 

Los lanzadores Vítiaz también pueden disparar nuevos misiles de corto alcance que no han sido identificados oficialmente, pero es probable que sean una versión del 9M100. El Ejército comenzará a recibir los sistemas que reemplazarán las viejas versiones del S-300 a finales de este año. 

El Ministerio de Defensa ruso había anunciado anteriormente que planeaba adquirir al menos 30 sistemas Vítiaz antes de 2020, en caso de que superara las pruebas y el despliegue de las plataformas pudiera comenzar el próximo año. Al mismo tiempo, antes de 2015 serán retirados del servicio unos 50 de los S-300PS con la vida útil obsoleta. 

Rusia planea desplegar el sistema Vítiaz junto con otros avanzados sistemas tierra-aire, tales como el S-400 Trumf, de alcance medio-largo, el Pántsir-S1, de corto alcance, así como los futuros sistemas de gran alcance S-500, y el Morféi, de corto alcance, para constituir un sistema antiaéreo nacional 'multicapas'.